Las migraciones de África a Europa. ¿Una suerte o una maldición? (I)

Por Alma Toranzo y Gloria Moronta.

Embarcación con 100 inmigrantes subsaharianos interceptada a varias millas de Tenerife en 2005.

África en los medios de comunicación ha sido el eje de la mesa redonda celebrada el pasado viernes en el marco de las jornadas internacionales sobre migraciones africanas que han tenido lugar en la Fundación Carlos de Amberes. Después de tres días en los que se ha abordado con profundidad la problemática de las migraciones africanas tanto en Europa en general, como en España en particular, el congreso cerró sus puertas trayendo a colación la importancia de los medios de comunicación y su deber de compromiso. Para ello, el Observatorio sobre la Realidad Social del África Subsahariana (FCA-UAM), organizador del evento, ha contado con la presencia de periodistas procedentes de diferentes ámbitos: Nicolás Castellano, especialista en inmigración de la Cadena SER; Gerardo González, ex redactor jefe de Mundo Negro; Alfonso Armada, director de Frontera D y el periodista Javier Fernández Arribas como moderador.

“La gente en Senegal no salía porque tuviese hambre. Sin embargo, el discurso mediático era que los pobrecitos africanos venían aquí porque en sus países estaban teniendo hambre. Mentira”. Con estas palabras comenzaba Nicolás Castellano su ponencia, resaltando los estereotipos que representaban los medios de comunicación sobre los inmigrantes subsaharianos que llegaron a España entre 2006 y 2008. Según datos de Cruz Roja, el perfil del inmigrante durante ese periodo era el de personas de 26 años que no pasaban hambre en su país, ni eran engañados por las mafias y que contaban con formación y empleo.

Sin embargo, señaló Castellano, “los medios reproducían aquella imagen porque es más fácil y explotable. La imagen sencilla y estereotipada del africano empobrecido y débil es carne de cañón para los periodistas y los medios que no conocen África”. Tal desconocimiento de la realidad africana es, precisamente, una de las principales razones de la información errónea o sesgada que ofrecen los medios. Según Castellano, esto viene provocado por la falta de acercamiento al lado humano y a los testimonios directos, algo que, en su opinión, supone un problema muy serio.

De izquierda a derecha: Alfonso Armada, Javier Fernández Arribas, Gerardo González y Nicolás Castellano

Por su parte, Gerardo González se lamentaba de que “informar ya no es dar noticias veraces, sino elaborar informaciones que vendan”. Además, criticó que a menudo se ofrecen “imágenes patéticas, pero reales. Ahora bien, ¿compendian la realidad africana?” Él mismo se respondía: “De ninguna manera”. El ex redactor de Mundo Negro ejemplificó el doble rasero con que se abordan los conflictos según los intereses de los actores. Denunció el silencio mediático ante los “no menos de 4 millones de muertos” causados por los enfrentamientos en el este de la República Democrática del Congo tras la invasión de soldados de Ruanda y Uganda de parte del territorio congoleño “para explotar los recursos mineros”. Según González, “ni la ONU, ni los países occidentales, ni los medios de comunicación social tomaron cartas en el asunto. Sí lo hicieron cuando Irak invadió Kuwait ocho años antes, en agosto de 1990”.

Acerca del papel de la tecnología en el continente africano, Alfonso Armada recordaba que “internet ha permitido el florecimiento de webs y de páginas muy críticas, muy ricas, y además hechas desde África”. Esto ha impulsado que los africanos “cuenten por sí mismos lo que está ocurriendo”. Abogaba el director de Frontera D por dejar atrás el paternalismo. “Hace mucho tiempo que los países africanos son independientes y creo que hay responsabilidades que los propios africanos tienen que exigir a sus dirigentes”.

Precisamente de responsabilidades habló también Nicolás Castellano al referirse al tratamiento informativo de la inmigración. En un contexto de cambios sociales y de modelos de negocio, el periodista defendió que “los medios de comunicación, a pesar de nuestra precariedad y dependencia de las inversiones publicitarias e institucionales, tenemos el compromiso social de intentar explicar bien las cosas y no contribuir a fomentar un discurso xenófobo y populista. Cuanto peor hagamos nuestro trabajo los periodistas, ese tipo de tendencias seguirán asomando en España”.


Compártelo:

Follow me on Twitter

Sobre Hemisferio Zero

Hemisferio Zero es un medio digital especializado en información internacional sobre los llamados Países del Sur. El equipo, con sede en Madrid, está formado por jóvenes periodistas, historiadores y fotógrafos con corresponsalías en México, El Salvador, Colombia, Senegal y, eventualmente, en Turquía, Siria y los Balcanes. Nuestro foco está puesto en los derechos humanos, movimientos sociales, medio ambiente, conflictos armados, acción humanitaria y cooperación para el desarrollo en latitudes que apenas tienen cobertura en la agenda de los medios tradicionales. El Sur no es uno, sino todos los que caben dentro. Por ello y porque creemos en las personas y sus historias, hemos creado un espacio que ofrece una perspectiva global sin olvidar lo local. Porque como decía Kapuściński, el periodismo ha de ser intencional y remover conciencia